23/05/2019

www.guarda14.com

Se desinfla el boom del Malbec

En los últimos cinco años se dejaron de exportar casi 20 millones de litros de ese varietal a Estados Unidos.




Por Soledad González y Mariano Zalazar - mzalazar@losandes.com.ar

El malbec es la carta de presentación de la vitivinicultura argentina en el mundo, nadie lo discute, pero en los últimos años el varietal emblema ha comenzado a perder mercado en su principal destino. Las estadísticas del Observatorio Vitivinícola lo muestran con claridad. Entre 2014 y 2018 las ventas a Estados Unidos cayeron 30% en volumen y 13,2% en valor.  

Los números presentados por el organismo indican que en 2014 Argentina exportaba 60.754.925 litros de malbec al país norteamericano y tras varios años de retracción, las ventas bajaron a 42.295.287 litros (30% de caída). La suba del precio promedio de venta (quedaron fuera de mercado muchos vinos de gama baja) permitió que la caída en términos de valor fuera porcentualmente menor (-13%). En 2014 las bodegas nacionales exportaron un total de  U$S 220.434.196 FOB de malbec a Estados Unidos y en 2018 recaudaron U$S 191.420.026 FOB por sus envíos del varietal emblema a ese mercado. 

La buena noticia es que si se abre un poco el abanico se pueden observar algunas vías de escape que las bodegas utilizaron para compensar la mayor parte de la caída en Estados Unidos. La principal alternativa fue Reino Unido, el segundo mercado en importancia para el malbec de Argentina. Entre 2014 y 2018 se logró una mejora del 106% en volumen y crecimiento del 85,5% en valor, siempre hablando del mismo varietal. 

También China fue una opción interesante. Si bien se trata de un volumen relativamente chico, en los últimos cinco años Argentina logró mejorar sus envíos de malbec un 28% en volumen y un 50,8% en valor.  Es diferente el balance de Canadá y Brasil, el tercer y cuarto mercado respectivamente en importancia para el malbec. En el primer caso hubo una caída del 9% en volumen y del 13,2% en valor durante el período analizado (2014 a 2018) y en el segundo, los envíos crecieron 19% en volumen, pero se estancaron en valor. 

En el balance general de los cinco principales mercados del malbec argentino, se observa una caída en volumen del 3%, pasando de 91.916.400 litros en 2014 a 89.024.235 litros en 2018. Eso demuestra que el buen desempeño de las bodegas argentinas en China, Brasil y sobre todo en Reino Unido, no fue suficiente para compensar la fuerte baja registrada en Estados Unidos y Canadá. 

Un punto a favor para el sector, es que el malbec obtuvo un resultado positivo en valor en sus cinco principales mercados. En 2014 se exportaron en total U$S 348.905.836 FOB y en 2018 U$S 359.608.536. Eso se debe, por supuesto,  al aumento del precio promedio de las exportaciones de ese varietal. Según datos del Observatorio, tomando el total del mercado externo (no solo los cinco principales destinos) el litro de malbec se exportaba a U$S 3,87 promedio en 2014 y alcanzó un precio de U$S 4,11 en 2018.

“Malbec dependencia”

En la última década el malbec ha sido la “punta de lanza” para las exportaciones de vino argentino. Su éxito en diferentes partes del mundo, principalmente en Estados Unidos, le abrió las puertas a las bodegas para dar a conocer sus vinos en nuevos mercados.

Sin embargo, la participación del malbec en el total de las exportaciones argentinas tomó demasiado protagonismo y la caída que sufrió en los últimos años compromete a todo el sector externo de la vitivinicultura. Para tener una mejor idea de la “malbec dependencia”, se pueden repasar algunos números. Según el Observatorio Vitivinícola, en 2008 las bodegas de Argentina exportaron 419,2 millones de litros de vino al mundo, de los cuales 63 millones de litros fueron de malbec (tuvo una participación de 15%). Diez años más tarde, en 2018, Argentina exportó 275,3 millones de litros y 124,4 millones fueron de malbec (llegó a una participación del 45%).

Deudas y expectativas

La caída del malbec no pasa desapercibida para el sector. Francisco Do Pico, director de Relaciones Institucionales de Peñaflor, no se mostró sorprendido con los resultados y advirtió que la retracción tiene mucho que ver con la falta de promoción. “Ni los gobiernos ni la industria toman nota de lo imprescindible que es la inversión en la promoción del vino argentino en el exterior, sobre todo para las bodegas medianas y pequeñas que no tienen recursos para marketing de sus productos. Es importante participar en ferias como Vinexpo”, comentó.

Gastón Lo Russo, CEO de Finca Flichman, también se mostró preocupado, pero optimista a futuro. “Las ventas se están reactivando de a poco. La caída del malbec durante el año pasado es un poco auto inflingida por el atraso del tipo de cambio. Además, los márgenes en los niveles de precios bajos eran tan chicos que las empresas se vieron forzadas a quitar el apoyo promocional y eso hizo que se forzara la caída de volumen. De todas formas, el mercado externo se está volviendo más atractivo. Lo que sí falta son acuerdos de libre comercio”, apuntó.

“Las modas pasan y lo bueno siempre queda”

El prestigioso crítico de vinos de Wine Advocate, Luis Gutiérrez, se refirió a la situación del malbec. El experto aseguró que Argentina aún tiene muchas oportunidades para crecer, pero advirtió que también son muchas las cuentas pendientes.  

Analizando lo ocurrido en los últimos años en Estados Unidos, Guitérrez planteó la incógnita de si “se acabó la moda del malbec en el país norteamericano”.  La respuesta no es sencilla, pero el crítico recordó que “las modas pasan, y lo bueno queda...”. Por eso, consideró que “es más importante centrarse en los sitios que en las variedades”. Desde su punto de vista, “las variedades se pueden copiar, pero los sitios son únicos”.

 

Por otro lado, aclaró que la pérdida de competitividad de Argentina en los segmentos de precios más bajos no conducirá a una retracción mayor. “Todavía hay muchos vinos de buena relación calidad-precio en Argentina, España y Chile, pero se debe trabajar mucho en la calidad. Siempre va a haber alguien que pueda ofrecer el vino más barato. Competir solo mirando el precio es una estrategia posible, pero solo si se piensa en el corto plazo”, explicó Luis Gutiérrez.  


Luis Gutiérrez, crítco de Wine Advocate.

De todas formas, el crítico de Wine Advocate aclaró que siempre es recomendable abrirse a otras posibilidades. “Yo creo que la diversidad es muy importante y la cosa se vuelve aburrida cuando todo el mundo quiere hacer lo mismo. Hay mercado para muchas gamas de precios y estilos de vino, pero hay que saber explicarlo o encontrar un segmento de mercado. Es diferente vender mucho volumen a bajo precio que intentar estar en el top mundial. Ambas cosas son posibles para Argentina”, opinó. 

Mercado interno

En los últimos cinco años las ventas de malbec en el mercado interno han tenido varios altibajos, pero el balance general es positivo. Las estadísticas publicadas por el Observatorio Vitivinícola muestran que en 2014 se despacharon 70.541.190 litros de ese varietal. Luego, en 2015, las ventas al mercado local aumentaron hasta los 85.447.054 litros. A partir de 2016 los despachos empezaron a caer, pero todavía se mantienen por encima de lo que se venía en 2014. Es que en 2018 se contabilizaron 73.898.823 litros comercializados en el mercado local.

A diferencia de lo ocurrido en el mercado externo, la participación del malbec en las ventas se ha movido muy poco. En 2008 el 6% del total de vinos despachados eran de malbec y en 2018 llegó al 7%

Fuente: https://www.losandes.com.ar/article/view?slug=malbec-cae-el-volumen-y-preocupa-al-sector


=

Comentarios

SILVANO NEBULONI 2019-05-24

Coincido totalmente con la opinion de Francisco Do Pico, director de Relaciones Institucionales de Peñaflor. La falta de participacion para fomentar la difusion del vino argentino arrojo estos resultados y la retracción tiene mucho que ver con la falta de promoción. EL DESARROLLO COMERCIAL A TRAVES DE LAS EMBAJADAS ES FUNDAMENTAL e imprescindible PARA PROMOVER LA EXPORTACION DE VINOS ENVASADOS DE ALTA CALIDAD.

Andres Belinsky 2019-05-24

Yo creo que el titulo confunde. Es verdad que el volumen de ventas ha caido, pero no es porque el consumidor ya no esta demandando el Malbec o ya se paso la moda. Es simplemente el resultado de la competitividad de las bodegas Argentina para sus exportaciones. Aumento de costos en USD significó dejar de ofrecer (no dejaron de demandar) vinos por debajo de 30 USD FOB la caja. Sumado a esto, se bajo el nivel de inversión delas bodegas en "comercializacion", por ejemplo cantidad de viajes al exterior de sus vendedores, menos participacion en ferias, menos programas de promocion en el punto de venta. Por eso tambien en precios medios cayó un poco el volumen. NO ha caido o desaparecido el interes por el Malbec, en mi opinion. Supongamos que la competitividad de las exportaciones hubiesen quedado estables de lo que teniamos en 2009/2010, seguramente no hubiesen caido las ventas. Saludos

Jean-Pierre 2019-05-23

Cuando la calidad cae el consumo cae. El comprador afuera tiene alternativas pero no se puede hacer trampa. Se ha perdido la tipicidad en muchos vinos que aparecen en gondolas en el exterior Es facil de verlo y entenderlo y muy triste

Comentar