23/04/2019

ecocuyo.com/

¿Quién es el mendocino que va por una Estrella Michelin?

Germán Carrizo es uno de los creadores de Fierro, en Valencia, un espacio donde desarrolla actividades como catas, cursos y talleres, momentos dulces de postrería o presentaciones. También sirve comidas exclusivas para una mesa única de doce comensales.




Oscar Pinco para ecocuyo.com

Germán Carrizo y Carito Lourenço son una pareja de chefs que partieron de Mendoza hace 13 años, y luego de obtener dos “Estrellas Michelín” (el Oscar de la gastronomía) para el restaurante de Quique Dacosta, están en el radar de esa importante guía para obtener esa mítica estrella para su propio restó, Fierro, ubicado en Valencia (España) que sería el primero del mundo de una sola mesa en obtenerla, y él sería el primer mendocino en conseguir el máximo galardón gastronómico.

Ellos son pareja, partieron de Mendoza (Germán es de Ciudad, de la 4ta Oeste; y Carito de Río Cuarto, pero vino acá a estudiar gastronomía) y se conocieron en el Instituto Islas Malvinas, en Roque Sáenz Peña y Paso de los Andes, y un día a los 20 y pocos, decidieron emigrar para conquistar el mundo.

Fierro se convirtió en la “embajada gastronómica argentina en Valencia”, por lo que fueron invitando a cocinar allí a cocineros argentinos de relevancia, y uno de esos invitados fue Lucas Bustos, que devolvió gentilezas y en Espacio Trapiche recreó esa mesa larga dispuesta para 12 comensales, y ofreció en el restó de la bodega de Coquimbito está gran experiencia gastronómica que ya acaricia la “Estrella Michelín”.

Germán habló con EcoVinos sobre el concepto de Fierro:

-Nosotros vamos cocinando por temporadas, nos manejamos mucho con producto de estación, e intentamos ir variando un poco el menú, que son cinco snacks, seis entrantes, dos principales, y tres postres. Eso se marida con seis copas de vino, y a veces también con otras bebidas, y verdaderamente es un concepto particular pero bastante emocionante. Los comensales no saben lo que van a comer, tampoco lo que van a beber, ni quién se va a sentar a su lado. Sólo saben que están Germán y Carito cocinando para que ellos puedan disfrutar de una noche única.

-De la Cuarta Oeste, a estudiar en la Sexta. ¿Cómo fue el camino para llegar y posicionarse en Valencia?

-Nosotros íbamos a Europa hace 13 años. Trabajamos en dos restaurantes, nos fuimos a Menorca y al volver coincidimos de ir a trabajar con Quique Dacosta que en ese momento eran dos estrellas, luego con Quique abrimos un restaurante que se llamaba Vuelve Carolina, y El Poblet que consigue la tercera estrella. Al año siguiente a nosotros nos dan la primera estrella trabajando para él, que fue muy emocionante, y luego revalidamos la estrella. Y al año siguiente decidimos con Carito abrirnos, y ahí es donde nace Fierro que el día de hoy es como la expresión de lo que hacemos nosotros.

-¿Qué significa para vos volver a cocinar en Mendoza?

-Yo estoy muy emocionado porque ha costado mucho volver a cocinar de Mendoza, han sido 13 años de ir buscando como, profesionalmente nos encontramos en un momento muy lindo y volver a cocinar a Mendoza y encontrar un producto mendocino es brutal, estamos sorprendidos con el producto de acá y poder cocinar nuestra cocina, que es identidad totalmente de Fierro con producto argentino nos ha hecho volver a lo que éramos, a mendocinos orgullosos de cocinar en casa.

-¿Y en Mendoza dónde cocinaste?

-Yo cocine acá algún tiempo el Hyatt, y luego en Las Negras de Silvana Cavagnaro. Tal vez lo que más me motivó (a viajar) fue que España en el 2006 tenía una gastronomía increíble, estaba en un momento de ebullición tremenda, y sinceramente fuimos a buscar algo más, yo fui sólo por seis meses y llevo 13 años el objetivo era intentar encontrarme gastronómicamente, y volver Argentina y poder cocinar con todo lo que aprendí allá y con los productos de acá, así que esto es totalmente bueno.

Carito, también en diálogo con EcoVinos dijo sobre Fierro:

-Fierro es un restaurante que armamos en Valencia Germán y yo hace cuatro años. Es especial, es diferente, es una mesa donde 12 comensales la comparten y la cocina está integrada a la sala, recibimos la gente en lo que nosotros llamamos el living de nuestra casa. Somos un equipo de seis personas cocinando para 12. Abrimos jueves, viernes, y sábado mediodía y noche. Al mediodía tenemos dos menús y a la noche tenemos un único menú degustación (95 Euros) donde todo el mundo comparte, y nosotros estamos muy pendientes de los comensales y ponemos todo a disposición de ellos. Y ese día Fierro es su casa.

-¿Y además de Fierro armaron una verdadera organización gastronómica?

-Iniciamos un proyecto de asesoramiento gastronómico que se llama Tándem Gastronómico, pero como necesitamos cocinar para nosotros mismos nació Fierro, y lo combinamos con las asesorías. Hoy tenemos 23 personas en la plantilla que es el equipo de cocina, además tenemos una pastelería que se llama La Central de Postres, y otro restaurante que se llama Doña Petrona. Seguimos trabajando con mucha pasión, cómo lo hacemos todo, y con ganas de hacer más cosas este año, que viene muy interesante.

Fuente: https://ecocuyo.com/quien-es-el-mendocino-que-va-por-una-estrella-michelin/


=